11 de octubre de 2013

¿Qué es el disolvente? Tècnica òleo

Como la pintura al óleo es pastosa, se necesita transformarla a un estado menos pastoso, para ello se mezcla con un poco de disolvente o diluyente. Existen para el óleo tres tipos de disolventes: a) la esencia de trementina rectificada, b) el aguarrás mineral y c) el disolvente sin olor. La esencia de trementina es el disolvente más tradicional, la mejor variedad es la «esencia de trementina rectificada o doblemente rectificada» la más refinada y pura. Cuando se evapora, la esencia de trementina desaparece por completo. La que se venden en droguerías destinada a pintores de brocha gorda están menos refinadas. Cuando la compre ha de estar completamente transparente. Si posee un tono amarillento es porque está en mal estado. El aguarrás mineral es un sustituto de la esencia de trementina que se obtiene del petróleo, recibe el nombre común de «símil del aguarrás» o «sustituto del aguarrás», no envejece como la trementina y es de evaporación algo más lenta, desapareciendo también por completo. El problema de la esencia de trementina y del aguarrás mineral es su fuerte olor. Para solucionar dicho problema se ha inventado el «disolvente o diluyente sin olor» (de venta en tiendas de bellas artes o en tiendas de pintura doméstica), que es un aguarrás mineral desaromatizado. Si está en una academia con muchos alumnos, el profesor puede pedirle que use esté tipo de disolvente, pues la acumulación de vapores de la esencia de trementina y del aguarrás mineral puede llegar a marear al alumnado. No use «disolvente universal», pues es un disolvente de tolueno fuerte, para eliminar pintura seca caida al suelo o en brochas, no se usa en ninguna etapa de la pintura al óleo.