21 de octubre de 2013

El temple

La técnica del temple consiste en utilizar huevo con agua destilada y pigmentos en polvo. Esta pintura tan fácil de fabricar se ha utilizado desde los egipcios, en el arte medieval, gótico, renacimiento, y en muy diversos lugares del mundo. Añadiendo barnices y veladuras se convierte en la técnica pictórica histórica. Temple. Nacimiento de Venus El nacimiento de Venus de Sandro Botticelli fué pintado con la técnica del Temple. TÉCNICA DEL TEMPLE Dos tipos de aglutinantes; A éstos se les añaden los pigmentos para hacer los colores. 1- TEMPLE PURO – CLÁSICO Consiste en el aglutinante de yema de huevo con agua destilada. 2- MAGRO GRASO 1 yema de Yema de huevo, 1 volumen* de aceite de linaza cocido y 2 volúmenes de agua destilada o hervida (al mezclar con la yema usar siempre el agua a temperatura fría o natural) *Un volumen: 2 medias cáscaras del huevo. La técnica del temple se utiliza clásicamente sobre superficies lisas y finas. No se barniza después o si acaso, solo con huevo. La imprimación del soporte se aconseja con Cola de Conejo (mejor que plásticos).